15 de febrero de 2012

Su voz


Su voz
es un fantasma boreal, su pelo
un rebelde cometa clandestino.

Sus ojos, un abismo.

Una ráfaga triste su mirada.

Una nube su cuerpo.
Su alma...
No preguntéis por su alma.
La primavera yace
tendida entre cien párpados confusos.
Nadie la toca
______________nada
parece haber cambiado.
________________Sólo la aurora sabe.


De La estrecha senda inexcusable
Publicado en Elfos, Cayo Mecenas, Inventiva social y en el libro Poemas Zaragoza 1990

2 comentarios:

  1. Un poema casi espacial, con la mirda del poeta hacia arriba, en busca de imágenes para describir a una mujer, a la que a mí me parece que ama.
    PILAR ROMANO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Pilar. Era un joven poeta quien escribió estos versos, que ya tienen casi veinticinco años.
      Un abrazo!

      Eliminar

Bienvenid@ a este espacio.
Gracias por tu presencia y tu palabra.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...